Científica chilena desarrolla algoritmo para la detección de COVID-19 a través de un dispositivo móvil

A través de un algoritmo de Inteligencia Artificial basado en cuatro signos vitales, el test puede utilizarse de manera preventiva para medir COVID-19, actualmente cuenta con un 85% de confiabilidad.

Sabrina Sepúlveda, se desempeña como docente en la Universidad Mayor ubicada en la Región Metropolitana de Santiago. La investigadora desarrolló el algoritmo en respuesta a la saturación de las unidades de atención primaria en salud y de esta forma lograr identificar o pre-identificar pacientes con infección por COVID-19.

Sepúlveda junto a sus colaboradores, desarrollaron esta innovación basada en IA, para poder facilitar procesos, “lo que buscamos es un sistema más eficiente que el actual, que consiste en el uso de papeles donde los pacientes llenan sus datos. Si uno visita un centro asistencial, muchos de estos papeles se encuentran botados en el suelo, con lo cual se pierde la trazabilidad”, explicó.

La investigadora, es también fundadora del startup eHealth Care, y es través de la aplicación del mismo nombre (disponible para dispositivos Android a un bajo costo), cómo funciona el auto test desarrollado por ella y su equipo.

La plataforma incluye un kit portátil, un sensor electrónico con conexión bluetooth, que se encarga de medir cuatro signos vitales. “El sensor opera con esta aplicación, realizando un monitoreo preventivo para identificar el riesgo de infección por COVID-19 y hacer el rastreo de trazabilidad. La gran ventaja es que al combinar tanto los síntomas que declara el paciente con la medición de signos vitales el algoritmo permite identificar con una mayor confianza si un paciente presenta o no la infección, previo a una PCR, que es el examen de mayor estándar”, sostuvo.

El proyecto plantea colocar esta tecnología móvil en hospitales de atención primaria, para que los centros de salud puedan organizar y priorizar la atención de los pacientes dependiendo del resultado obtenido. “El nuestro es un desarrollo apoyado en parte de su proceso con recursos públicos y ahora está a disposición para enfrentar la emergencia”, comentó Sepúlveda.

Esta iniciativa formó parte de los 35 proyectos del torneo de emprendimiento CENS Tech Challenge, organizado por el Centro Nacional en Sistemas de Información en Salud (CENS). “El desarrollo de proyectos como e-Health demuestra que el ecosistema de innovación en salud en Chile puede crear proyectos de alto impacto que ayuden a resolver la enorme brecha tecnológica que tienen los sistemas sanitarios en nuestro país, una brecha que no ha hecho más que manifestarse en los últimos meses”, comentó Alejandra García, gerente de Innovación del CENS.

Finalmente, Sepúlveda reconoció la importancia del desarrollo de más tecnologías de salud digital para el apoyo a centros de salud. “Cada vez que visitamos centros de salud nos llama la atención que en la mayoría de los casos se sigan utilizando herramientas tan básicas como medir la temperatura en termómetros infrarrojos. Para apoyar a los trabajadores de la salud, debiéramos incorporar tecnología para resguardar el valor de los datos y apoyar la trazabilidad, algo clave en estos momentos”.

Contenidos Relacionados