Desarrollan nuevo protocolo para generar organoides intestinales in vitro

La investigación fue publicada en Nature Communications, con el título: Generación de organoides intestinales libres de mesénquima a partir de células madre pluripotentes inducidas por humanos.

Investigadores del Boston Medical Center, desarrollaron una nueva forma de generar grupos de células intestinales, para la creación de modelos de enfermedades en laboratorio y así probar tratamientos para enfermedades gastrointestinales.

Los científicos generaron organoides a partir una variedad de muestras de tejido primario como el intestino delgado, estómago, colon y páncreas. Al utilizar células madre inducidas por humanos, pudieron desarrollar grupos tridimensionales de células intestinales conocidas como organoides in vitro, que funcionarían como apoyo para realizar pruebas de tratamiento de enfermedades relacionadas al sistema gastrointestinal.

Gracias a la investigación desarrollada por el CReM (Center for Regenerative Medicine) y el Centro Médico de Boston, en la cual reprogramaron células adultas en un estado primitivo, lograron diferenciarlas entre células intestinales utilizando factores de crecimiento para la creación de organoides. De manera que este nuevo protocolo permitió que las células lograran desarrollarse sin mesénquima, lo que condujo a que se pudieran estudiar exclusivamente las células epiteliales.

“La generación de organoides en nuestro laboratorio nos permite crear modelos de enfermedades más precisos, que se utilizan para probar tratamientos y terapias dirigidas a un tejido o defecto genético específico, y todo es posible sin dañar al paciente”, dijo el Dr. Gustavo Mostoslavsky, codirector de CReM y docente de la sección de gastroenterología del Boston Medical Center. “Este enfoque nos permite determinar qué tratamientos podrían ser más efectivos y cuáles no, contra una enfermedad”.

“Espero que este estudio ayude a avanzar en nuestra comprensión colectiva sobre cómo las enfermedades afectan el tracto gastrointestinal a nivel celular”, concluyó Mostoslavsky.

Contenidos Relacionados